jueves, 31 de marzo de 2011

Olor a azahar...

( Foto "robada" del Blog de A.C.M.N.)

A veces me pierdo o nos perdemos en cosas que no tienen importancia y es cuando le damos importancia a cosas que probablemente no las tienen pero que nos hacen felices, ayer, paseando con un buen amigo, me decía, ¡¡¡como huele a azahar!!!, y es cierto, Sevilla está impregnada de un olor a azahar que es impresionante, este año la Semana santa cae tan tarde que probablemente ya haya desaparecido todas las flores, pero guardaremos en la pituitaria su olor para mezclarlo con el incienso. Mi amigo no pasa por una buena racha, la verdad es que lo está pasando muy mal, pero el azahar le hizo quizá evadirse a tiempos más felices. Recordad que los amigos son algo importante, es lo que le decía ayer, tienes buenos amigos, los amigos de verdad se sabe que lo son cuando uno lo pasa mal y van a tu encuentro, ¿cuanto hacía que no hablábamos nosotros?, ¿veinte años?, pero conversamos como si fuese ayer mismo que toda la panda nos íbamos de fiesta juntos y nuestro mayor problema era ver como nos pagábamos las “birras”, ha llovido mucho desde entonces, pero el cariño sigue intacto. Cuanto más fuerte creemos que somos, más frágil resulta el alma.

12 comentarios:

yonky dijo...

Lo extraño es porque necesitamos de estas circunstancias para comenzar a dudar sobre lo que tiene y no importancia.Que necesidad de esperar tanto?Puede que si lo incorporamos como algo usual de lo cotidiano duermamos mas tranquilo por las noches.No se,pregunto?
Se me ocurre comenzar a practicarlo,en otro momento te cuento.

cariños

Susurros de Tinta dijo...

Bien por ti amigo mío, has captado el mensaje oculto entre líneas, no hay que esperar para disfrutar de la vida, para buscar a los amigos que se quieren, "nos perdemos el bosque mirando la hierba", miles de besossssssssss

Neogeminis dijo...

Hermosa manera de honrar la amistad: entre perfume de azahares y caminatas compartidas!
Un abrazo.

Matices dijo...

Supongo que vivimos en un mundo cada vez mas impersonal, donde el día a día lo copa todo. Mi concepto de amistad es muy grande, pero "mi gente" como digo yo, sabe que estoy, el resto, no es tan facil y si te digo la verdad me gustaría verlos mas...

Yo tengo esas mismas sensaciones que tú, es mas muchas de ellas serán similares a las tuyas en este tiempo de azahar e incienso.

Besos, ya huele a feria... (eso viene despues este año curiosamente en Mayo).

Susurros de Tinta dijo...

Neo, hay muchas formas, es cierto, pero al menos por nuestra tierra el que huela a azahar es que ya ha llegado la primavera y todo es mejor, verdad Matices?, tienes ya el traje preparado?, el de flamenca digo, jejeje, antes la mantilla, ¡¡¡me visto este año por primera vez y lo estoy deseando!!!, miles de besossss

Manuel dijo...

Susurros, pienso que todos sabemos en el fondo que es importante y que es superficial para cada El contar con una amistad comola que tu tienes es un regalo de la vida.
Un beso

javier dijo...

hay sellos indelebles que ni con cerveza se borran...
la amistad se elije, es voluntaria, y se entrega
hasta el límite que cada cuál desea. Es cierto que tener amigos es tener tesoros
Un beso
PD:la semana próxima empiezo un acr´´ilico nuevo " el sueño de la sirena ", ya verás como te gusta

cheshire55 dijo...

Hola, ola de mar...
Cuando me pasa algo así ( por cierto, adoro el aroma del azahar y el jazmín)..te parecerá una tontería, pero me siento a parte de bien, más joven, más viva...Creo que es porque recibimos tantas patadas humanas a lo largo de nuestra vida, que cuando encontramos a alguien que perdimos por alguna razón la pista, nos devuelve algo de la inocencia en los demás.
Un beso, del Aire

dale calor dijo...

El día que te toque regar una amistad, no te molestes por ella porque te habras dado cuenta que no es de verdad.

saludos
http://dalecalor.blogspot.com

La Perfida Canalla dijo...

La amistad es como un bumerang, a veces desaparece pero cuando regresa te tumba y te lleva de nuevo al mismo sitio...y eso solo pasa con los amigos, amigos...que de esos hay muy pocos
Que envidia el azahar...y el azar ¿no?
Besotes coleguita

San dijo...

Ese olor anunciando la primavera, trae recuerdos de mejores momentos. Bueno sentir a los amigos cerca cuando uno se siente mal, y como tú dices cuando esa amistad es verdadera no importa cuanto tiempo pase, el reencuentro no se siente tal, porque parece que se vieron solo hace unas horas.
Suerte tener buenos amigos.
Un beso Susurros.

eva-escort barcelona dijo...

Esos son los amigos de verdad, los que aunque hayan pasado 20 años, cuando los vuelves a ver la conversación fluye y fluye como si nunca se hubiese detenido.