miércoles, 16 de marzo de 2011

Este jueves un relato: Un concierto

-¿Te gusta la música?.


-Si, claro, ¿a quien no le gusta?.


-¿Que te gusta de ella?.


-Pues no lo sé, todo... el corazón me late sólo con verte tan fuerte como un bombo, tum, tum, tum, un suspiro se me escapa suave, como el sonido de una flauta y juro que oigo hasta violines cuando te acercas a mi sonriente. Nos intentamos dar un piquito como saludo, pero es difícil dar solo uno y nos damos tres seguidos que como el sonido de una batuta marca el comienzo de la pieza y comienza la música... tu cuerpo se pega al mío y formamos una orquesta sincronizada donde la música nace del roce de la piel y por ella se cuela llegando hasta los oídos, ¿no la escuchas?, es perfecta...


-Mira que eres trasto, te preguntaba en serio...


-Y en serio te he contestado – me siento a horcajadas sobre ti rodeándote el cuello con mis brazos- no hay mejor concierto que el de nuestros besos ni música más hermosa que la de tu cuerpo pegadito al mío.


El resto de intrumentos para esta gran orquesta como siempre en casa de Gus.

32 comentarios:

LUNA dijo...

jajajajajaaaaaaaaaa querida amiga, ¡LA IMAGINACIÓN AL PODER!!!!!!!! sí señora...
Un abrazo apasionado, corazón a corazón, donde se pueden sentir latir los pulsos...de cada nota o silencio, según marque la partitura.
Un besito, cariño mío.

Susurros de Tinta dijo...

Ehhhh, tú también has escuchado esa música a que si?, jajaja, miles para ti corazón!!!

MARISOL dijo...

Pero que buena orquesta!!! Cuando decimos que el cuerpo es nuestro instrumento es literal....
Creo que es la mejor interpretación y no hace falta salber solfa. Muy ingenioso. Besos.

Matices dijo...

Ainss, que al principio creía que eran los instrumentos, en una profunda conversación... ya, ya... lo pillé. Sinfonia de cuerpos y amor...

Besos!!!!

Primavera dijo...

Hay que bien suena esa musica dentro del cuerpo, tenemos que dejar que suene masssssss por bien de todas/os...
Primavera

San dijo...

El corazón haciendo pumpumpumnpum, sintonizados a compas ¿hay mejor música?
No, creo que no.
Besos.

javier dijo...

hay músicas que no entran por el oido
( no seas mal pensada...bueno, sólo selo regular pensada)
beso

Tésalo dijo...

¡Lo más curioso es que es muy cierto!

Manuel dijo...

¿Quien dice que para un concierto no sean suficientes dos personas?, bien acompasadas y bien orquestadas.
Me gustó tu relato.
Un beso

Susurros de Tinta dijo...

Marisol, solo hay que saber afinar nuestro instrumento, o será el de ellos?, jejeje, glups!!!, deditos!!!, ya ves Matices, en realidad tenías razón,es un diálogo entre instrumentos, ¡¡¡el de nuestros cuerpos!!!, con tu Nik Primavera, no me extraña que quieras que no deje de sonar esa música!!!San, tú si que sabes, no, no hay mejor música... Mi marinero, no seré mal pensada, lo prometo, pensaré muy, pero que muy bien, mmmmm, ups, que me voy a las nubes, jajaja, solo uno?, vale, ves como pienso muy bien???, Maese Tésalo si usted lo dice, no seré yo quien le lleve la contraria y Manuel, quien lo diga es que nunca lo ha experimentado, les animamos a hacerlo desde estas líneas... miles de besossssssss

Natàlia Tàrraco dijo...

Susurrante Susurros, aquí cantas música y deseo, todo bien concertado, en un concierto de besos y pieles, delicioso.
"Nos intentamos dar un piquito como saludo, pero es difícil dar solo uno y nos damos tres seguidos que como el sonido de una batuta marca el comienzo de la pieza y comienza la música..." a eso me refiero, bellísimas notas afinadas que anuncían al dios Eros y Apolo, el de la música.
!Salve! Susus, y prueba de nuevo, a mi me sale el vídeo y las imagenes en la entrada de mi concierto ¿cosas de duendes pillos?
Besitoooooooooooooo.

Anónimo dijo...

Ya sabes que he aprendido a no encuadrar el significado de las palabras en su simple etimología, foulard, tortura, paisaje, etc., etc.... En este caso aprenderé a darle un nuevo significado a los conciertos y a la "música" de dos cuerpos que se atraen y se complementan en una perfecta sinfonía. Seguiré soñando........
Uno suave.

Susurros de Tinta dijo...

Mi Diosa gatuna, son los duendes de mis informáticos, pillos ellos que me capan para que no disfrute de las fotos, pero volveré, claro que volveré...
Tú que todo me lo has descuadrado, que ya no hay líneas que encasillen casi nada de lo que siento, como hablas de sentido convencional de las cosas, entre tú y yo el mundo lo moldeamos a nuestro antojo, con nuestros sueños, con un nuevo renacer a un mundo totalmente nuevo!!! eres como un Hechicero que a todo le has dado un nuevo sentido, y sin sentido has dejado todo, no es algo contradictorio?... uno suave...

Carmen Andújar dijo...

Muy buena la metáfora, comparando el sonido de los besos y las caricias con el sonido de los instrumentos de un concierto, muy original.
Un abrazo

alipegaso dijo...

Sinfonía perfecta de cuerpos que se aman, acordes afinados de dos almas gemelas, me encanta Susu, ahora, no te perdono que hayas puesto una tuba en vez de una trompa.

Susurros de Tinta dijo...

Carmen, Carmen, no es una metáfora que hablaba muy en serio, si es que no me tomáis en serio, jejeje.
Alipegaso, la tuba no es elección mía, es impuesta por mi medio esposo y conductor de los jueves mi amadísimo Gus, que digo yo que cual es el problema?, lo mismo daba que hubiese puesto un piano, ninguno se tocarlo, lo único que se tocar es la flauta dulce y mal encima, bueno, hay otros instrumentos que si se tocar, jejeje, pero estamos en horario infantil, jajaja, miles de besossssssssss

alipegaso dijo...

Susu, sabes quién soy?? Soy tu cuñá, por eso lo de la trompa

Susurros de Tinta dijo...

Cuñadita!!!, emmm, lo de la trompa va con segundas???, mira, mira que nosotros solo bebemos café (jeje, café que arte!!), aunque tengo un elefante en casa que me regaló Templario o te refieres a otro tipo de trompa, aigggg, mira que me maleo, jajaja, miles de besossssssssssssss

Susurros de Tinta dijo...

Aggggggggggggg, vale, valeeeeeee, que es que tengo la mente sucia, jajajaj, Por Dios que mi sobrino no entre a leerme, jajajaja

alipegaso dijo...

Eso, eso, lo de la trompa va por tu sobrino, entonces me ubicas o no? Es que eres mu mala, jeje. Es la primera vez que entro por aquí y no sé poner foto. Un beso fuerte

Juan Carlos dijo...

Bella sinfonía la que se realiza con los cuerpos. Fugaz pero permanece en la memoria y llena la vida, igual que la musica.
Y muchos besos, amiga.

Susurros de Tinta dijo...

Claro que te ubico, en cuanto me has dicho que eres mi cuñada, jajaja, que siiii, pero lo de la trompa me ha costado, mi neurona oxidada y mi mente sucia me han jugado una mala pasada, jajaja, eso si, mala lo que se dice mala, soy más buena de lo que yo quisiera, pero es que no me dejan se mala, jijiji, besosssssssssssss.
Juan Carlos, eso de fugaz me ha sonado muuuuy mal que lo sepas, jajaja, vale, vale, lo se, ando revoltosa, pero el post no es para menos, aisssssssss, deditos!!!!, quietos!!!!, miles de besossssssssss

Ceci dijo...

Ay! el corazón da tumbos como una percusión enloquecida, las voces salen aflautadas, que nos traiciona la garganta!
Hermosa esta sinfonía de los cuerpos. Sensaciones musicales que se sienten a flor de piel. Me ha encantado este giro tan fresco exquisito.
Besitos susurros!!

Pepe dijo...

¿Acaso existe sinfonía más melódica, música más preciosa y excitante que la producida por dos cuerpos que se buscan, que se encuentran, que se desean, que se gozan?. Acertada tu visión del mejor de los "conciertos".
Un abrazo.

gustavo dijo...

¡no, si cada loco con su tema! y su, es decir, susus..a lo suyo...que si concierto, ella besos y...que si...joderse, susus...descansa un poco y escucha por una vez música...jajja
jaajja....sabes, lo peor de estos jajajass, es que me he reído de verdad, que no son meras interjecciones...
si es que es verdad, susus...si se escribe de música..jajaj...que sí, que sí, que tú a lo tuyo, a darle caña a la piel...
un medio beso, media esposa.

V.Nas dijo...

No puedo dejar de reconocer ¡Que estoy de acuerdo! Eso es música calestial.
Un beso.
Mariví

alfredo dijo...

Esos instrumentos ya estaban inventados... no son de cuerda, ni de metal, ni de madera, sólo había que acercarlos, imaginar que sinfonía se puede tocar con ellos y ejecutarla con la más apasionada de las entregas.

Dos cuerpos unidos por la pasión, en un intercambio de sensuales y sexuales notas.

Besos

Atalanta dijo...

Sabado noche o madrugada de domingo... susus ¿cuantos conciertos se estarán celebrando en estos momento?

Que alegría, los acordes llenan el universo.

Besos humenos.

Gastón D. Avale dijo...

tarde pero seguro, domingo de descanso y de lectura blogera...encontrarme con esto no tiene palabras, quizás sí música... hermoso de verdad! besos

Susurros de Tinta dijo...

Emmm, mi querido medio esposo, que sepas que he escuchado las risas desde aquí, pero me da que tus risas son de purita envidia, vamos!!!, vas a compararme un concierto de la griega esa a mi concierto, jejeje, naaaaaaaaa, solo son celos!!!, jajajaja.
Eso, si, tu critica a mi monotematico estilo juvero va a ser escuchada y para tu sorpresa pienso y prometo que el proximo voy a dejar el tema al lado, eso que con la primavera ya encima me va a costar trabajo, pero lo haré, palabra de Susurro, jajaja, besossssssssssssss

Medea dijo...

Me encanto este concierto tuyo que hago mío, el mejor concierto orquestado por dos cuerpos, una sinfonía que crea adicción ¿quién no la ha escuchado? esta música...siempre suena distinta siendo los mismos instrumentos quienes la orquestan. Dulce melodía nos describes con bellas palabras. Un besote grande, pones susurros en esta música.

CAS dijo...

Solo me resta decir amen, y que así sea. Esta música así interpretada, es religión!
un fuerte y brujeril abrazo